Historia del árbol de Navidad en México y el mundo. ¿Cuál es el origen de esta tradición?

HISTORIA DEL ÁRBOL DE NAVIDAD
Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram

La historia del árbol de Navidad en México apunta a que esta tradición arribó de la mano del emperador Maximiliano de Habsburgo y su esposa Carlota.

La pareja decidió incluir un brillante árbol en la decoración del Castillo de Chapultepec, lugar donde fijaron su residencia.

El árbol de Carlota y Maximiliano causó furor entre los aristócratas quienes imitaron a los emperadores y desplazaron el tradicional nacimiento en la decoración navideña.

Después de que Maximilano fue fusilado, el árbol de Navidad cayó en desuso.

Un segundo auge del árbol de Navidad llegó en 1878, cuando el general Miguel Negrete, ministro de Guerra durante la presidencia de Benito Juárez, retomó la tradición tras viajar a Estados Unidos.

Negrete instaló un árbol de Navidad en  su casa, el cual fue descrito de la siguiente manera por la prensa:

“El árbol sembrado de luces, cubierto de heno, extendía sus ramas a una gran distancia, y contenía como 250 juguetes, entre los que cada invitado tenía derecho a elegir uno designado por un número que de antemano se repartió; los objetos consistían  en juguetes de muy buen gusto y aún de lujo”.

Historia del pino navideño, orígenes de esta tradición

Ésta es una tradición de origen pagano. La historia del árbol de Navidad se remonta a los antiguos pobladores de Europa quienes concebían al mundo y todos los astros como esferas que pendían de las ramas de un árbol gigantesco.

⇒ LEE TAMBIÉN. NAVIDAD. ¿Qué significan el árbol y sus adornos navideños?

Dicho árbol recibía el nombre de Divino Idrasil, que significa Árbol del Universo. Se creía que en la copa del árbol se encontraba el cielo y en sus raíces estaba el inframundo.

Cada solsticio de invierno se colocaba un árbol que era adornado para honrar dicha creencia. Esto coincidió con el festejo de la Navidad.

Fue San Bonifacio, un evangelizador en Alemania e Inglaterra, quien sustituyó la costumbre del árbol pagano por un pino que simbolizó el amor de Dios.

Ese primer árbol cristiano se decoró con manzanas que simbolizaban el pecado original y con velas que representaban a Cristo y su luz. Al paso de los años las manzanas en los pinos navideños fueron sustituidas por esferas.

En la Edad Media, esta costumbre se expandió en todo el viejo mundo y, luego de la conquista, llegó a América.

El primer árbol de Navidad, decorado tal como lo conocemos en la actualidad, se vio en Alemania en 1605 y se utilizó para ambientar la festividad en una época de extremo frío.

A partir de ese momento, comenzó su difusión: a España llegó en 1870, a Finlandia en 1800, y en el Castillo de Windsor –en Inglaterra- se vio por primera vez en 1841, de la mano del Príncipe Alberto, el esposo de la Reina Victoria.

(Con información de WikiMéxico)

Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram
Notas relacionadas
Hoy en Unión Guanajuato