¿Qué es la energía? Tipos y características

Qué es la energía
Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram

La energía se puede definir como la capacidad que posee algo para realizar un trabajo, esto en el campo de la física, donde además se mide en joules, en honor al físico inglés James Prescott Joule.

En tanto que cuando se habla de trabajo se hace referencia a la facultad que tiene algo para alterar un cuerpo, moviéndolo, por ejemplo.

La palabra energía proviene del griego  energeia, que significa: acción, acto, trabajo.

Sin embargo, la respuesta a qué es la energía puede cambiar un poco, según el campo en el que se encuentre.

La energía ha constituido una pieza clave para el desarrollo de la humanidad. El hombre, desde el principio de su existencia, ha necesitado la energía para sobrevivir y avanzar.

Principal característica de la energía

Cuando se dice que “la energía no se crea ni se destruye, sólo se transforma”, se hace referencia a una de las principales características que definen la energía.

La frase mencionada, es una de sus leyes principales (de hecho, es la primera ley de la termodinámica) y se le llama también: “Principio de conservación de la energía”.

Para comprender un poco mejor la energía, tenemos que ver dos tipos principales en los que se la clasifica a menudo.

VER TAMBIÉN: Cambio climático, calentamiento global y efecto invernadero

¿Cómo se clasifica la energía?

La energía se clasifica en dos tipos: energía potencial y energía cinética.

Energía potencial

Es aquella que tiene un cuerpo según su posición en un sistema de fuerzas. Por ejemplo, una piedra pequeña en el suelo no tiene mucha energía potencial.

Por otra parte, una flecha en un arco tensado almacena mucha más de esa energía, que se puede liberar al dispararlo. Cuando eso ocurre, la flecha adquiere el siguiente tipo de energía, la cinética.

Energía cinética

Esta, es la energía del movimiento. La flecha en el arco tensado no se mueve, con lo que no tiene energía cinética, pero sí potencial. Cuando se dispara, los papeles cambian, y posee energía cinética.

Esos dos tipos de energía nos ayudan a comprender qué es la energía en general. Imagina esa pequeña piedra en el suelo, con ella, poco podemos hacer. Pero si la piedra fuera grande, y la ponemos en una catapulta, de pronto la piedra ha aumentado su energía, en este caso, la potencial. Es decir, ahora tiene una mayor capacidad de hacer cosas.

Si disparamos esa catapulta hacia una muralla, la piedra posee gran energía cinética (del movimiento) que, al chocar contra el muro, mueve los ladrillos, destruye otros e incluso libera energía sonora, en el estruendo que produce.

Como vemos, con una piedra más grande (y con gran energía potencial, que podemos transformar en cinética), ya conseguimos realizar un trabajo (derribar la muralla). Con la piedra pequeña y su poca energía, poco podemos hacer.

Tipos de energía

La energía también se manifiesta de diferentes maneras, recibiendo así diferentes denominaciones a partir de las acciones y los cambios que puede provocar.

A continuación te damos los diferentes tipos de energía:

Energía mecánica

Es aquella relacionada tanto con la posición como con el movimiento de los cuerpos y, por tanto, involucra a las distintas energías que tiene un objetivo en movimiento, como son la energía cinética y la potencial.

Energía interna

La energía interna se manifiesta a partir de la temperatura, pues cuanto más caliente esté un cuerpo, más energía interna tendrá.

Energía eléctrica

Se da cuando dos puntos tienen una diferencia de potencial y se conectan a través de un conductor eléctrico se genera lo que conocemos como energía eléctrica, relacionada con la corriente eléctrica.

Energía térmica

Este tipo de energía va asociada con la cantidad de energía que pasa de un cuerpo caliente a otro más frío manifestándose mediante el calor.

Energía electromagnética

La energía electromagnética se atribuye a la presencia de un campo electromagnético, generado a partir del movimiento de partículas eléctricas y magnéticas moviéndose y oscilando a la vez.

Son lo que conocemos como ondas electromagnéticas, que se propagan a través del espacio y se trasladan a la velocidad de la luz.

El Sol es un ejemplo de ondas electromagnéticas que se pueden manifestar como luz, radiación infrarroja y también ondas de radio.

Energía química

Esta se manifiesta en determinadas reacciones químicas en las que se forman o rompen enlaces químicos. El carbón, el gas natural o el funcionamiento de las baterías son algunos ejemplos del uso de esta energía.

Energía nuclear

La energía nuclear es la que se genera al interactuar los átomos entre sí. Puede liberarse a través de su rotura, lo que se conoce como fisión, o de su unión, lo que se denomina fusión.

Propiedades de la energía

La energía posee 4 propiedades básicas:

  • Se transforma. La energía no se crea, sino que se transforma y es durante esta transformación cuando se manifiestan las diferentes formas de energía.
  • Se conserva. Al final de cualquier proceso de transformación energética nunca puede haber más o menos energía que la que había al principio, siempre se mantiene. La energía no se destruye.
  • Se transfiere. La energía pasa de un cuerpo a otro en forma de calor, ondas o trabajo.
  • Se degrada. Solo una parte de la energía transformada es capaz de producir trabajo y la otra se pierde en forma de calor o ruido (vibraciones mecánicas no deseadas).

Datos curiosos sobre la energía

  • Las primeras bombillas se crearon para darnos luz, pero solo un 10 por ciento de su energía se convertía en eso. Mientras que el 90 por ciento restante se convertía en calor. Eso las hacía bastante ineficientes. Sin embargo, la iluminación de bajo consumo actual es mucho más eficiente. Consigue la misma luz con mucha menos energía, al no perderse tanto en calor.
  • La próxima vez que veas aerogeneradores (molinos de viento), piensa que uno solo puede dar energía a unos 300 hogares.
  • La energía solar es la energía renovable con más crecimiento y potencial ahora mismo, pero aprovechamos muy poco el sol. Si pudiéramos canalizar el 100 por ciento de su energía, bastaría una hora para abastecer a todo el planeta Tierra durante un año.
  • Según la famosa fórmula de Einstein, la energía es igual a la masa multiplicada por la velocidad de la luz al cuadrado, o mejor dicho: E=mc2.
Con información de energyavm y fundacionendesa
Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram
Notas relacionadas
Hoy en Unión Guanajuato