En México hay más viejos y menos niños y jóvenes

En México hay más viejos y menos niños y jóvenes

Conapo estima que en México la población de 60 años y más ya alcanza el 10.5% del total
Redacción | UN1ÓN | 10/07/2017 15:49

De acuerdo con Consejo Nacional de Población (Conapo) en el territorio nacional residen 123.5 millones de personas con una clara tendencia de envejecimiento de la población.

Hoy, 11 de julio, que se festeja el Día Mundial de la Población, en México hay más mujeres que hombres, 51.2% de la población es feminina contra 48.8% que es masculina.

No obstante, que se observa una gran cantidad de niños menores de 15 años (33.3 millones) y jóvenes de 15 a 29 años (31.9 millones), para contabilizar el 52.8% de la población, hay una tendencia al envejecimiento.

De acuerdo con las últimas cifras oficiales, la participación relativa infantil pasó de 37.9% en 1990 a 27% en el 2017, mientras que la proporción de jóvenes disminuyó de 29.7% a 25.8%, con una clara tendencia a la baja.

Por el contrario, el porcentaje de la población de 60 años y más aumentó de 6.4 a 10.5 por ciento, en el mismo perido de referencia.

De acuerdo con la Organización de Naciones Unidas (ONU), “el envejecimiento de la población está a punto de convertirse en una de las transformaciones sociales más significativas del siglo XXI, con consecuencias para casi todos los sectores de la sociedad, entre ellos, el mercado laboral, financiero y la demanda de bienes y servicios, así como para la estructura familiar y los lazos intergeneracionales”.

El aumento de los adultos mayores implica desafíos importantes en materia de política pública.

Los desafíos que presentan ambos procesos (envejecimiento y bono demográfico) deben constituir una coyuntura para que a la población se le garanticen los derechos sociales imprescindibles para generar capacidades y oportunidades de desarrollo.

En este sentido, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), argumenta que “ante las crisis económicas, climáticas y alimentarias que se enfrentan en la actualidad, la generación de capacidades en los estados y las sociedades para el diseño y la implementación de estrategias que minimicen su impacto, será un elemento crucial para sustentar los avances hacia la consecución de los objetivos del desarrollo”.